Nacionalidad nicaragüense podría evitar que Mauricio Funes enfrente la justicia salvadoreña

Nacionales Redacción SN

El expresidente Mauricio Funes podría evitar enfrentarse a la justicia salvadoreña que lo reclama por los delitos de Peculado, Lavado de dinero y de activos, Casos especiales de lavado de dinero y activos, Casos especiales del delito de encubrimiento.

Según expertos en temas de jurisprudencia, el exmandatario podría optar por nacionalizarse como ciudadano nicaragüense para evitar ser extraditado al país, luego que la Fiscalía General de la República (FGR) emitiera un orden de captura en su contra por los delitos ya mencionados.

Funes se encuentra en tierras nicaragüense desde el mes de septiembre del año 2016, donde solicitó asilo político, porque según él, se había convertidor en objeto de “persecución” de grupos de derecha en el país.

Esta alternativa para el exmandatario salvadoreño se especula luego de que se recordara el caso del ciudadano italiano Alessio Casimirri, condenado por el secuestro y asesinato de un primer ministro.

Casimirri llegó a Nicaragua en 1988 y fue nacionalizado como ciudadano de ese país para evitar su extradición a Italia, durante la primera gestión del actual presidente Daniel Ortega.

Los expertos aseguran que la extardicion de Funes pende de de la decisión de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) de El Salvador y el gobierno del vecino país.

Ante dicha posibilidad Funes y algunos de sus familiares que también ha sido señalados como imputados en el proceso, podrían burlar a la justicia salvadoreña.

De acuerdo con la prensa local, Ortega otorgó asilo político a Rubén  Darrio Granda, acusado por Colombia de realizar transacciones millonarias con dinero de Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC).

Así como a Martha Pérez Gutiérrez, Doris Bohórquez Torres y Lucía Morett, de origen mexicano, vinculadas con las guerrilla de las FARC.

Anuncios
Compartir

Comentarios