Delfín robot podría reemplazar a animales en cautiverio en parques de atracciones en EE.UU.

Tendencias sábado 17 de octubre 2020, 11:44 AM

Edge Innovations, una compañía de ingeniería estadounidense con una división de animatrónicos y efectos especiales de California, diseñó el delfín para un programa educativo piloto, sin embargo, resultó ser tan realista que el delfín robot (la técnica) podría algún día podría reemplazar animales en cautiverio en parques temáticos.

Durante la muestra, el delfín manejado a control remoto se lanzaba alrededor de la piscina mientras un grupo de nadadores se paraba a un extremo menos profundo. Aseguraron que “el delfín se parece mucho a los que saltan a través de aros y realizan acrobacias en los parques temáticos”.

“Cuando vi por primera vez al delfín, pensé que podría ser real”, dijo una mujer que nadaba con la criatura a control remoto.

A raíz de esto, esperan que un día los animatrónicos reales utilizados en las películas de Hollywood alguna vez puedan entretener a las multitudes en los parques temáticos, en lugar de los animales salvajes en cautiverio.

Los nadadores podrían bucear con enormes tiburones blancos o incluso reptiles que llenaron los mares de la era jurásica hace millones de años. Por lo que podría transformarse en una alternativa para reemplazar a los animales que están en cautiverio en parques de atracciones y zoológicos y así preservar la fauna, ya que actualmente hay 3.000 delfines en cautiverio.

“Los animatrónicos pueden traer de vuelta a las audiencias que rechazan los animales vivos en los parques”, finalizó diciendo el fundador y presidente ejecutivo de Edge Innovations, Walt Conti. El precio de la criatura animatrónica, oscila entre los 3 mil y 5 mil dólares.

Se espera que así como podría terminar con la presencia de esos cetáceos en los parques temáticos, la técnica se pueda utilizar para el resto de animales.

Un delfín animatrónico construido por Edge Innovations se ve en un tanque en el almacén de la compañía en Fremont, California, EEUU. 30 de septiembre de 2020. REUTERS/Nathan Frandino

Comentarios